jueves, 20 de diciembre de 2007

Al menos ocho muertos en una emboscada del ejército karen en Birmania

Ocho personas han muerto y al menos seis resultaron heridas el martes en Birmania durante un ataque del Ejercito de Liberación de la Nación Karen (KNLA) contra un autobús que se dirigía a la localidad de Myawaddy, situada junto a la frontera con Tailandia, según una información aparecida ayer jueves en el periódico oficial New Light of Myanmar. En el autobús viajaban varios miembros de la Asociación Democrática de Budistas Karen (DKBA, en sus siglas en inglés), un grupo disidente que firmó un alto el fuego en 1994 con el Gobierno de la Junta militar, según el diario del régimen.

SOLDADOS DEL EJÉRCITO DE LA UNIÓN NACIONAL KAREN.


Este mismo diario afirma que entre los muertos se incluyen un miembro del DKBA, un niño y pasajeros sin relación aparente con la lucha entre los separatistas karen y el Tatmadaw, o ejército birmano. Sin embargo, un oficial del ejército karen dijo ayer a Irrawaddy que en el ataque murieron tres soldados del DKBA, dos soldados del Tatmadaw y siete civiles; en total, dijo que resultaron muertas y heridas alrededor de cuarenta personas. El mismo oficial añadió: "Antes de lanzar este ataque, el KNU pidió a los civiles que no viajasen en autobuses del DKBA. Si algo les sucede mientras viajan en vehículos del DKBA, el KNU no asumirá ninguna responsabilidad".


A finales del mes pasado, el ejército birmano desplegó unos 20.000 efectivos en el Estado Karen para, aprovechando la estación seca, lanzar una seríe de ofensivas contra la Unión Nacional Karen (KNU), el único grupo rebelde importante que no ha firmado un alto el fuego con el Gobierno. Según fuentes karen, durante esta ofensiva el ejército está destruyendo campos de arroz y almacenes de comida con el objetivo de reubicar por la fuerza a los habitantes de los pueblos en lugares escogidos de manera estratégica para controlarlos más efectivamente.


Según la organización de ayuda humanitaria Free Burma Rangers alrededor de 370 campesinos han muerto a manos de las tropas birmanas desde que en febrero de 2006 comenzó la campaña de realojo, que ha causado más de 30.000 desplazados, la mayoría escondidos en la jungla y muchos de ellos, unos 5.000, refugiados en Tailandia, dónde se calcula que hay entre medio y un millón de exiliados birmanos.


Despues de seis decenios de lucha, el conflicto entre los karen y el Estado central birmano es la guerra civil más antigua del mundo. Los orígenes se remontan a las postrimerías del Imperio Británico, cuyo ejército colonial se nutría fundamentalmente de soldados reclutados entre miembros de la etnia karen, predominantemente cristiana. Durante la segunda guerra mundial, los independentistas birmanos liderados por Aung San (fundador en 1942 del Tatmadaw y padre de Aung San Suu Kyi) lucharon al lado del ejército japonés, mientras que los karen se aliaron con los ingleses y los aliados.

CONFERENCIA DE PANGLONG, CELEBRADA EN FEBRERO DE 1947.


En la histórica Conferencia de Panglong celebrada en 1947 entre Aung San y los líderes de diversas minorías étnicas para luchar por la independencia y durante la cual nació la llamada Unión de Birmania, la etnia karen no tuvo representación y sus líderes ni tan siquiera fueron invitados. Tras la independencia, a finales de 1948, una serie de enfrentamientos entre ex-miembros karen del ejército colonial y las autoridades birmanas desembocó en una guerra abierta que, con mayor o menor intensidad, continúa ininterrumpidamente hasta el día de hoy y se ha cobrado más de un millón de vidas y ha generado cientos de miles de desplazados en la zona.


NOTA: Sobre los antecedentes de este conflicto, así como sobre el nacimiento del Estado birmano y su reciente historia, recomiendo el libro The River of Lost Footsteps, de Thant Myint-U, que me ha servido como fuente para el trasfondo histórico de esta entrada.