miércoles, 3 de octubre de 2007

Nuevas detenciones tras una noche de terror en Rangún

La Junta militar birmana ha realizado más detenciones hoy, miércoles día 3 de octubre, horas después de que el enviado especial de la ONU abandonara el país. Según Reuters, al menos 8 camiones llenos de prisioneros fueron vistos saliendo del centro de Rangún. Entre los detenidos se encuentran un trabajador de la ONU, Charles Petrie, y tres miembros de su familia, quienes fueron detenidos durante la noche.

EL ENVIADO ESPECIAL DE LA ONU, IBRAHIM GAMBARI, CON (DE IZQ. A DRCHA.) LOS GENERALES THAN SHWE, MAUNG AYE, THURA SHWE MANN Y THEIN SEIN, ANTES DE AYER EN LA CAPITAL NAYPYIDAW.


Helicópteros sobrevolaron la ciudad durante toda la noche de ayer y vehículos militares recorrieron las calles profiriendo mensajes intimidatorios través de sus altavoces. Shari Villarosa, embajadora en funciones de los Estados Unidos en Birmania dijo hoy a Associated Press que la población estaba aterrorizada al oír una y otra vez en medio de la noche mensajes como “¡Tenemos fotografías!, ¡vamos a hacer arrestos!”.


Villarosa dijo que miembros del personal de su embajada han ido a algunos monasterios y los han encontrado completamente vacíos, otros estaban cercados por los militares. El número de monjes detenidos supera los 4000, muchos de los cuales podrían ser enviados a campos de trabajos forzados, y otros están intentando huir en masa de Rangún desesperadamente por miedo a nuevas detenciones. Esta mañana han sido liberados 80 monjes y 149 monjas, además de 5 periodistas locales.


Por otro lado, el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas volverá a reunirse esta semana para escuchar los informes del enviado especial a Birmania, Ibrahim Gambari. Se espera que Gambari informe en primer lugar de su viaje al secretario general Ban Ki-moon y se reúna con el Consejo el viernes.


El Senado de los Estados Unidos aprobó ayer una resolución, propuesta por John Kerry, pidiendo el diálogo tri-partito entre el Consejo para la Paz y el Desarrollo del Estado, la Liga Nacional para la democracia de Aung San Suu Kyi y representantes de las minorías étnicas. La resolución condena la represión del SPDC y exige a China que “retire sus objeciones” a los esfuerzos del Consejo de Seguridad de la ONU para condenar la represión de la Junta militar.

MONJE REZANDO EN UNA PAGODA DE RANGÚN EL PASADO DÍA 1 DE OCTUBRE.


Mientras tanto Japón, el mayor donante a Birmania, está considerando retirar sus ayudas al país del Sureste asiático como medida de castigo ante el asesinato del fotógrafo Kenji Nagai durante una manifestación el pasado 27 de septiembre. De momento, la policía metropolitana de Tokio ya ha anunciado que va a acusar ante los tribunales a los militares que asesinaron al fotógrafo. Según la ley japonesa, la policía puede acusar a sospechosos de crímenes cometidos contra ciudadanos japoneses en suelo extranjero.


El lunes, Phado Mahn Shah, secretario general de la Unión Nacional Karen (KNU) dijo a Democratic Voice of Burma que es bienvenido entre los karen cualquier soldado del ejército birmano que desee desertar y unirse a sus filas. Manh Shah, que afirmó que unos 70 soldados del ejército birmano se han unido a los karen desde marzo, dijo que el KNU cree los oficiales de baja graduación y los soldados del ejército birmano son tan víctimas del SPDC como los civiles. Democratic Voice of Burma también informó de protestas recientes en el estado de Arakan, dónde también existen importantes movimientos nacionalistas: 10.000 personas se manifestaron ayer en Man Aung y 5.000 antes de ayer, según la emisora de exiliados birmanos radicada en Oslo

2 comentarios:

krach dijo...

Esto puede interesarte...


http://www.free-burma.org

Carlos Sardiña Galache dijo...

Lo conocia, gracias krach